sábado, 21 de diciembre de 2019

Echando la vista atrás al último año del blog y mis tres metas para el 2020.



Hoy es día 21 de Diciembre de 2019, por fin estoy en casa después de varios días en el hospital donde hemos visto llegar al mundo nuestro segundo hijo, en éste caso, hija, mi niña Lucía.

Aún no se nos a hecho el cuerpo a ésto, ¡que es tan agotador!, y es que ahora hay que compaginar los potitos, con el pecho, el baño con el cantajuegos, el chupe con la pelota, la bicicleta con el tacatá...
Pero estamos muy felices de verlos tan sanos y tan bonitos y es nuestra responsabilidad hacer de ellos un buen hombre y una gran mujer.

Hoy estoy tranquilo y quiero pensar en lo que ha sido un año 2019 muy intenso para mí, en el que cada día he dado lo mejor de mí, tanto en el trabajo como en casa, como en lo deportivo que tanto me apasiona.

Echando la vista atrás y viendo las entradas al blog se vé claramente como el año ha ido de menos a más, he publicado mucho, como así me propuse, he cocinado bastante (sin contar en el trabajo) y también he pasado mucho tiempo en familia, algo que es lo que más me gusta.

En cuanto a números se refiere, me salen 40 entradas al blog, unas 10 sobre experiencias deportivas, unas 13 sobre recetas o pequeños apuntes gastronómicos, tan sólo una de animales (algo que debo mejorar) y el resto sobre temas diversos como pequeñas salidas en moto, alguna ñapa en casa o mantenimiento de vehículos o bici.

Objetivo cumplido por mi parte, creo que he hecho  mejores y mas interesantes publicaciones y contribuido en aquello que tanto creo, compartir experiencias y conocimientos.

Y ahora me pongo a pensar ¿ QUE QUIERO PARA ÉSTE NUEVO AÑO? 
En cuanto a mis metas , voy a ser realista y como voy a tener menos tiempo quiero hacer un par de entradas mensuales, es decir 24, algo más extensas y en las que pueda compaginar deporte, gastronomía y animales, más cualquier cosa interesante que pueda surgir.

Con lo cual , para el 2020  mi objetivo es:
  • Pasar cuanto más tiempo mejor con mis padres y mis hijos.
  • Volver a correr maratón de Málaga, sin marcarme un tiempo , saliendo a disfrutar.
  • Dar lo mejor de mí en la cocina y seguir formándome en la medida de lo posible.

Foto de lovevalencia.com

Nos vemos el año que viene, que paséis muy Felices Fiestas y un próspero año 2020 nuevo lleno de éxitos.

NOS VEMOS!!!!!

sábado, 14 de diciembre de 2019

Sin gasolina a los 40.


Yo con mi dorsal que no usaré.


Un año más quise poner el broche de oro al año deportivo corriendo Maratón de Málaga, pero la cosa se complicó justo una semana antes cuando nos pusieron citas médicas, pre-cesárea a mi mujer y a mí.

Éste año ha sido un año lleno de retos que he ido superando, como mi primer duatlón, mi primer triatlón, primera subida en bici al Veleta, primera pueba mtb y primera vez que bajaba de hora y media los 21 kms, volviendo a bajarla en 2 minutos y medio, en Córdoba.

Así que llegaba lleno de confianza y con garantías de hacer una buena marca.

Tomé la decisión de hacer la maratón en mi pueblo, Castro del Río, pues no podía dejar perder el trabajo acumulado de meses corriendo, siempre y cuando mi mujer estuviera bien, afrontar los 42.195 metros en solitario y ver cuanto daba de mí, sin poder comparar mucho con marcas anteriores, puesto que la orografía era totalmente distinta.

Rotonda de acceso al pueblo.


Para ello, corrí 4 veces por el trazado que suelo entrenar, es decir, 10 kms. que van por Camino Jaén, partidor, Ctra. Cañete y una vuelta al pueblo pasando por la Dehesilla.

El día se presentó muy fresquito y nublado, algo que estuvo genial.
Tomé la salida a las 8:00 y paré en avituallamiento dos veces, más alguna cosilla que llevaba encima, cada 5 kms. he comido algo.

Mi paso por el media maratón fué muy cómodo sobre un tiempo de 1:36, en el km. 25 paré 15 segundos a coger fruta y bebida, una parada que me sentó realmente mal, pero en el km. 30 recuperé sensaciones.

Con un ritmo constante que pensaba me daría para llegar al final, en el km. 40 "me quedé sin gasolina", justo aquí eché el último trago de agua y pasé de correr a trotar.

Al llegar a mi meta, igual que en otras ocasiones , instintivamente me senté en el suelo y me masajeé los gemelos, que no conseguí relajar hasta una hora después.

Por primera vez , no he tenido rozaduras ni ampollas en los dedos de los piés tras correr tantos kms., algo que me tiene realmente satisfecho, y es por aplicar vaselina generosamente.

La gran ventaja fué estar en la puerta de casa y no tener que andar más.

Pues sí!! Lo había conseguido!! Maratón en mi pueblo, algo que no olvidaré mientras viva.

En cuanto al tiempo 3:21:45, bajando  3 minutos y 15 segundos lo del año pasado.

Feria del corredor, Martín Carpena.


Y ahora toca esperar algo que nos va a cambiar la vida de nuevo, la llegada de mi hija Lucía, y el año que viene toda la familia de nuevo, esta vez sí, espero correr mi querida Maratón de Málaga.
Un saludo a tod@s , chao chao.

Postdata: no me busquéis para correr hasta mediados de marzo, jeje. 

domingo, 1 de diciembre de 2019

Mi mejor media maratón hasta el momento, en Córdoba la llana.



Hola a tod@s, hoy hace justo una semana que se disputó la media de Córdoba, una carrera que se llevó un joven atleta afincado en Jaén y que se mostró sobrado, en las imágenes de tv parecía que iba saltando mas que corriendo, creo que cruzó la meta sobre 1 hora y 6 minutos.

Particularmente a mí se me dió muy bien, conseguí rebajar mi marca personal en dos minutos y medió y paré el crono en 1:27:20 , manteniendo un ritmo muy constante y sin pasar ningún mal momento, fué un pasito más para el gran reto del 15 de diciembre, poner el broche final al año deportivo 2019 intentando completar y rebajar algún segundo en maratón.



En cuanto a la carrera en sí, el día era espectacular, ni mucha calor ni aire, quizás debí colocarme algo más adelante en la salida pq hasta el km 3 no conseguí concentrarme en el ritmo , por la masificación de corredores, a partir de ahí los kms pasaban rápido, intercambié algunas palabras con un atleta de mi pueblo, me decía que del km 13 al 17 había falso llano, que picaba un poco, pasé algunas avenidas que no llegaba a reconocer, pasamos cerca del hipercor, llegando de nuevo a la Avenida La Victoria ya se huele el final, el km 20 se hace largo, noto un pinchazo en el pié derecho (una ampolla como de costumbre en tiradas largas), pero ya nada me baja el ritmo, en ese momento miro el reloj por primera vez y lo flipo, sii!!!!mejor marca personal, cruzo el arco del triunfo, felicito a mi paisano, cervecita, fruta y para casita.



Quizás noté algo mas de apoyo de la gente que en otras ediciones, el recorrido bonito pero no tanto como cuando se adentra en parte de la judería, cruza el patio de los naranjos, se echó de menos.

Otro punto que no me gusta es el de que metan la medalla en la bolsa de corredor ,  al recoger el dorsal, con el encanto que tiene que te la cuelguen del cuello al cruzar meta.

Permitidme un apunte nutricional, ahora que tenemos ya los dulces de Navidad por todos los comercios, no os dejéis llevar, consumid estos productos de igual manera todo el año, en pequeñas porciones  diariamente. Además añadid más alimentos sin procesar en vuestro carro de la compra e invertid tiempo en vuestra cocina.   

Y en cuanto al Black Friday de las narices, mas de lo mismo, no compréis sin necesidad!!!

Cambio y corto, espero compartir alguna experiencia más antes de que acabe el año, un saludo y feliz mes de diciembre a tod@s.